jueves, 5 de marzo de 2009

Nº 023

Una persona u objeto no es bueno o malo por serlo,
sino por la escala de las consecuencias que provoca.

Las escalas definen todo (relacionado con la Nº 019). Por ejemplo, una persona que usa un rifle no es mala por ello, pero si lo es, si usa el rifle contra otra vida por placer. Igualmente para los objetos, el dióxido de carbono no es un contaminante por serlo, sino que es perjudicial en la escala en la que el humano lo a producido los últimos años. Es decir, que todo es potencialmente bueno o malo, pero solo cuando se expresa puede calificarse como tal.

Publicar un comentario